¿Qué es eso de la Internet Feminista?

Lo primero que mucha gente pensará al leer este título será, ¿Qué tiene que ver esto conmigo? Bueno, resulta que la Internet Feminista es una propuesta que busca proteger y resguardar el derecho a la libertad de expresión y comunicación; pero que, contrario al enfoque tradicional, evidencia que históricamente hay grupos de personas que han tenido más obstáculos de acceso, que la violencia digital en contra de las mujeres tiene características especificas marcadas por las construcciones de género y que la Internet es un espacio libertario que podemos intervenir y reconstruir.

La propuesta de los Principios Feministas de Internet se planteó por primera vez en 2014, en un evento organizado por la Asociación para las Comunicaciones que reunió a 50 mujeres de seis continentes. Y es una propuesta que está en constante evaluación y evolución. En Agosto del 2016 tuvo una segunda revisión y la conversación continua. ¿Por qué?

Porque quienes tenemos que hacer el ejercicio de #ImaginaInternetFeminista somos nosotras.

Una Internet Feminista reconoce la necesidad de la incorporación de más mujeres en la creación de infraestructuras, en la creación de contenidos, en la toma de decisiones sobre la gestión de los espacios.

La Internet Feminista es un espacio político transformador, que identifica que la violencia digital es una extensión de la violencia machista y rechaza la propuesta de restringir o censurar el uso de la tecnología para evitar la violencia.

La Internet Feminista también reconoce que diversas poblaciones han encontrado en la Internet un espacio para descubrir, experimentar y expresar sus sexualidades; y rechaza cualquier censura a la manifestación voluntaria o consensuada de este ámbito humano.

Se rechazan los sistemas de vigilancia y control sobre los cuerpos de las mujeres, con fines comerciales o sociales. Y promueve el consentimiento como condición indiscutible: tenemos que tener la capacidad de tomar decisiones informadas, en todo momento.

Los principios feministas son tuyos, son mios. Son de quién los quiera y los necesite. Y sí querés aportar, en las redes sociales podes aportar a la conversación utilizando #ImaginaInternetFeminista. Por ahí nos vemos.

Deja un comentario